LA AVARICIA ROMPE EL SACO

La expresión la avaricia rompe el saco, significa el afán de poseer y adquirir riquezas para atesorarlas, es decir, querer tener cada vez más y más cosas con el fin de guardarlas para uno mismo.

Si tenemos un saco en el que vamos guardando todas las cosas que vamos consiguiendo y que nunca sacamos nada de él, llegará un momento que el saco ya no tendrá más capacidad y aunque sea de tela, al final se romperá.

Vocabulario

Avaricia: consiste en querer tener cosas materiales para acumularlas y no compartirlas.

Romper: verbo que significa hacer trozos algo, dejándolo inutilizable.

Saco: normalmente de tela, sirve para llevar cosas dentro.

Origen de la expresión

Parece que su origen está en una fábula de Esopo. Un perro llevaba un trozo de carne en la boca. Se reflejó en el agua de un río y, en su propio reflejo, creyó ver a otro perro con un trozo de carne más grande que el suyo. Quiso robárselo y, cuando se acercó al agua para quitárselo, se le cayó el trozo de carne y lo perdió.

Usos

Lo utilizamos para advertir a alguien de que es el momento de abandonar una actitud demasiado ambiciosa. Es como decirle: “ten cuidado, no quieras ganar demasiado, porque podrías perderlo todo, incluso lo que ya tienes”.

La ambición de los directivos, ha llevado a la empresa a una gran crisis. La avaricia rompe el saco.

No te aproveches de la generosidad de tus compañeros,la avaricia rompe el saco.

En la partida de póker, arriesgó demasiado al final y perdió todo lo que había ganado. La avaricia rompe el saco.

 

Revisa mas expresiones similares en nuestro centro de curiosidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *